Facebook: Pueden burlarse de Jesús, pero de Mahona no

Por | 2 junio, 2017

EE.UU.- Facebook recientemente cambió sus reglas y prohibió a los usuarios publicar fotos e imágenes que se burlaban de personas con enfermedades físicas o mentales, revela el diario The Guardian.

La empresa no dio detalles sobre cómo se hará ese control, pero divulgó documentos internos que aconsejan a sus “moderadores” a ignorar ciertos tipos de imágenes. Por ejemplo, los mensajes con fotos de personas con síndrome de Down acompañadas de frases despectivas serán automáticamente borradas.

También hay un intento de eliminar perfiles “fakes” aunque la red social no deja claro cómo lo hará.

“Si usted hace este tipo de chistes en Facebook, no puede hacerlo de forma anónima. Lo forzamos a publicar su nombre, de lo contrario, no permitimos la publicación de la página”, afirma uno de los documentos revelado por el Guardian.

El material divulgado por el periódico inglés muestra cómo estos 3000 nuevos moderadores contratados recientemente intentan lidiar con puestos considerados crueles, insensibles y abusivos.

Los manuales de entrenamiento dicen que Facebook considera el bullying como “un ataque a la persona con la intención de ridiculizarlo o silenciarlo (s)”.

Pero ellos hacen una distinción entre “persona”, y una “figura pública”, que sería cualquier perfil con más de 100 mil seguidores.

Esta lista de figuras públicas incluye a políticos, artistas o cualquiera que se menciona [por nombre o apodo] en el título o subtítulo de cinco o más noticias publicadas por los medios en los últimos dos años.

Es ahí donde la red social parece aprobar el odio religioso sólo contra cristianos. En el subpunto “Personas excluidas de protección”, presente en uno de los documentos, se lee: “Queremos excluir a ciertas personas que son famosas o controvertidas y no necesitan nuestra protección”.

A continuación, se presenta una lista de ejemplos de ello, donde aparecen los nombres de Jesús, el serial killer Charles Manson, el terrorista Osama bin Laden, violadores, líderes políticos y “personas que violan reglas de discurso de odio”.

Curiosamente, el material argumenta que “estrellas” como la cantante Rihanna, por ejemplo, pueden ser protegidas si colocan sobre ellas su foto con una leyenda que revele “crueldad”. Pero hace la salvedad que, en la mayoría de los casos, los “fans” se encargarán de defenderla. Es decir, comprueba que imágenes y vídeos considerados son “polémicos” en realidad son buenos para Facebook porque generan más compromiso, comentarios y hacen que los usuarios permanezcan más tiempo en el sitio de la red social.

Monika Bickert, jefe de departamento de políticas globales en Facebook, dijo: “Permitimos un discurso más fuerte relacionado con las figuras públicas, pero hemos eliminado toda voz sobre esas personalidades cuando sobrepasan la línea y se convierten en discurso de odio, amenaza o acoso”. Sin embargo, ella no pudo explicar dónde es el límite de esa línea que no puede ser superada.

Al mismo tiempo que Jesús está en la lista de los que no necesitan ser “protegidos” por las políticas de Facebook, la red se ha esforzado para evitar las acusaciones de islamofobia y cada vez mayores posturas que parecieran ofensivas a Mahoma, cuyo nombre no aparece en la lista de las “excepciones”.

El sitio The Christian Times señala que un número creciente de páginas cristianas que defienden posturas conservadoras y / o hacen denuncias contra activistas LGBT y movimientos feministas vienen sufriendo censuras, incluyendo destierro de usuarios e incluso páginas borradas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *